Noticias

Volver

Graciela Borges, la estrella activa que hace de estrella retirada en "El cuento de las comadrejas"

NOTICIA

Publicado: 15/05/2019

En una constante reivención la veterana actriz argentina Graciela 
Borges, estrella de varias generaciones de cineastas australes, se puso 
bajo las órdenes del ganador del Oscar Juan José Campanella, para -junto 
a un ilustre trio de compañeros de trabajo ante las cámaras, 
protagonizar el remake de una comedia clasica del cine nacional, 
rebautizada como "El cuento de las comadrejas". "Mi personaje (una 
madura figura del cine argentino ya retirada) tiene varias facetas. Hay 
un momento dado en que es bastante detestable. Igual tiene una cosa 
salvadora y sanadora. Tiene un cierto ego infantil de las viejas 
estrellas de Hollywood, que me imagino que tendrían esa especie de vida, 
ese sentimiento de ser fantásticas, las mejores, las más lindas y que 
envejecer debía ser una cosa espantosa", explica Borges.

En declaraciones a Página 12, la protagonista de "La cienaga" detalla 
que su esfuerzo radicó en no hacerla “profundamente fría, ni ausente, 
jactanciosa. Entonces, le puse humanidad, como algo que yo sé que ella 
tendría en el fondo, a pesar de lo dura que es con todos. Fue una muy 
buena experiencia, solamente que hicimos en invierno una película de 
verano, con dos grados bajo cero. No fue fácil, pero el propio cine no 
es fácil”.

Respecto de las diferencias con el film original, Graciela Borges 
considera que era "otra historia. No sé por qué, pero no la puedo 
comparar con esta película para nada. Me pasó una cosa con 'El cuento…2. 
Cuando me dieron el guión me morí de risa. Los diálogos eran muy 
geniales y divertidos. Y empecé a no poder compararlas. Me encantó la de 
Martínez Suárez pero me parece que no tienen el mismo espíritu. Es un 
film muy lindo, pero es otra cosa. Lo que pasa es que la historia es 
parecida".

Ser una estrella argentina y hacer de estrella argentina no implicó, 
explica la actriz, un esfuerzo diferente a su técnica de asumir 
personajes: "Mi concepción siempre es la misma. Una lo piensa, lee el 
libro en su totalidad y va ubicando los personajes. Voy pensando en mí 
personaje, leyéndolo y alguna vez digo las frases, pero no de memoria 
porque eso es más complejo para mí. Las hablo. Y un día no sé cómo 
siento que soy el personaje. Cuando eso ocurre es un milagro. Y tiene 
que ocurrir eso porque si no, no estoy bien en la película. Entonces, ya 
no me pregunto más cosas. Yo ya sé cómo mira Mara, cómo es. No es que 
después me quede Mara toda la vida y yo siga siendo eso. Yo soy quién 
soy haciendo Mara. Entonces, me hace gracia pensar cómo va a contestar 
tal cosa, con qué violencia contestará lo otro, cómo se arrepiente de 
decir alguna vez cosas que no siente. Yo creo que este personaje siente 
un poco de vergüenza de no aceptarlos tal cual son a todos".

A diferencia de su personaje en "El cuento de las comadrejas", Graciela 
Borges no sólo sigue en activo a sus 77 años muy activa, y es requerida 
por los cineastas argentinos de mayor relevancia internacional, como 
Pablo Trapero, Lucrecia Martel, Luis Ortega o Daniel Burman, y ha sido 
capaz de adaptarse a esas nuevas tendencias. "Yo creo que cada uno lo 
sueña, lo piensa y lo puede hacer porque me imagino que no volverán a 
hacer la película que pensaron. Creo que son gente libre y creativa. Yo, 
que he podido tener cerca a Favio, a Lucrecia (Martel), al mismo De la 
Torre, siento que ellos fueron o son realmente lo que quisieron ser. No 
hay épocas pasadas mejores ni actuales mejores. Trabajar con Luisito 
Ortega fue una maestría, y recién empezaba. Lo busqué porque su primera 
película, 'Caja negra', me pareció formidable. Las nuevas directores 
también son muy amigas mías. Levanto el teléfono y hablo con ellas. El 
otro día hablaba con Maria Alché, después la llamé a Anita Katz. Me 
parecen muy interesantes. Además, hay una cantidad de actrices 
fenomenales".

© ViendoMovies-NOTICINE.com