Noticias

Volver

Greta Fernández comparte su experiencia en "La hija de un ladrón", con la que ganó premio en San Sebastián

Noticias

Publicado: 25/11/2019

Por primera vez compartiendo escena con su padre, el gran actor catalán Eduard Fernández, la joven Greta Fernández ha sido capaz de mostrar en muy pocos títulos su talento. Esta semana vuelve a los cines españoles con el drama "La hija de un ladrón", que le dio la Concha de Plata, premio a la mejor actriz en San Sebastián, y más recientemente, una recompensa equivalente, por el mismo film, en el griego Festival de Tesalónica. VIENDOMOVIES habló con ella en exclusiva.

- ¿Podría contarnos a grandes rasgos cómo es su personaje en "La hija de un ladrón"?

La película trata de una chica de unos veintipocos años en una situación un poco extrema. Es una chica de barrio, de la periferia de Barcelona, que está sola en la vida, tiene un hijo de seis meses y un hermano que está en un centro de acogida, el padre y la madre están también ausentes. Cuando empieza la película el padre aparece en su vida, y cuenta una historia de esas relaciones familiares de intentar entenderse y juntarse o separarse ya para siempre. Yo creo que el personaje de Sara es muy interesante, se ha visto poco en el cine. Es un personaje muy joven, con mucha fuerza, muy inteligente y con una situación complicada, que es también muy interesante que la pongan en alguien joven.

- ¿Cómo se preparó para este papel?

La verdad es que fue muy fácil trabajar con Belén (Funes), ya que es una directora que dirige muchísimo. Ella estuvo dos meses conmigo, antes de empezar el rodaje, ensayando cada día todas las escenas y me explicaba qué es lo que buscaba en el personaje. Sara no se parece en absoluto a mí, por eso fue muy interesante trabajar ese personaje, cómo siente Sara, como se emociona Sara, porque es una emoción muy distinta a la habitual. Ella tiene las emociones muy bloqueadas. Belén tenía tan claro lo que quería del personaje, ya que llevaba años trabajándolo, que me transmitió muy bien lo que ella quería.

- ¿Cómo ha sido trabajar con su padre?

Ha sido un rodaje muy profesional. Yo esperaba que fuese más duro, que tocáramos cosas personales, pero no, fue todo muy profesional. Nos entendimos mucho. Yo me guiaba de lo que él me decía, pero también trabajaba por mi cuenta... Fue muy bonito, aunque la relación en la película sea tan desagradable.

- ¿Distinta de la que en realidad tiene con su padre?

Yo con mi padre tengo una relación muy bonita, nos contamos todo... Es una relación muy sincera, nos hablamos desde el corazón, desde los sentimientos. No es una relación cordial con un padre, sino que es profunda y siempre ha sido así. También ha sido muy bonito encontrarnos como actor y actriz, sin olvidarnos que somos padre e hija.

- Usted fue premiada como mejor actriz en San Sebastián, donde se estrenó la película. ¿Cómo vivió ese festival?

Pues llegué después de muchas semanas muy nerviosa por llegar, porque hacía un año del rodaje de la película y tenía muchas ganas de que se viera, que la gente dijera qué parecía. Y estar ahí en la Sección Oficial me parecía un sueño. Luego, recibir el premio fue todo un regalazo, algo estupendo, y creo que fue una recompensa para todo el equipo, porque Belén se merecía mucho un reconocimiento por este trabajo. Personalmente, fue el primer premio que recibía en mi vida en un festival de primer nivel. 

- ¿Tiene algún proyecto?

Si, proyectos de mi vida sí. Tengo muchas ganas de trabajar fuera, y eso siempre lo he dicho. Pero ahora con esta película y pasando por varios festivales, vamos a ver qué recorrido tiene la película ahora. Yo tengo muchas ganas de trabajar fuera, en Francia, Alemania, Estados Unidos, Suramérica… Me interesa mucho el cine de fuera, lo que pasa es que estoy empezando y todavía estoy haciéndome mi sitio aquí. Pero a mí me gustaría que me llamasen directores y me propusieran hacer películas bonitas, eso es lo que yo quiero.

- ¿Desde cuándo se le despertó el gusanillo de querer ser actriz?

Yo de pequeña ya tonteaba con la idea, pero no sabía bien qué era ser actriz. Pero creo que han sido estos últimos tres años de mi vida, cuando he empezado a hacer cosas con un poquito más de papel, aunque hasta este año ha sido todo muy pequeño. Pero cuando me ponía delante de la cámara o estudiaba el guion había algo dentro de mí que decía "Ay, como me gusta esto" pero es muy difícil encontrar trabajo.

© ViendoMovies-NOTICINE.com